Intelectos borrachos, mentiras y retretes

Hoy ha sido un día de esos en los que el intelecto se me escapa por la oreja y se va de cervezas. Unas horas más tarde, lo he descubierto caminando haciendo “eses” –bueno más bien, zetas”- intentando volver a entrar sin que me diera cuenta, pero se equivocó de agujero.

No sé en la vuestra, pero en mi mente el trabajo se reparte entre mi intelecto y mi imaginación. Esta vez tendré que hacer uso sólo de esta última, parece que es la única que no me abandona pero porque no le gusta salir -Dice que las demás imaginaciones se meten con ella. Tendré que hablar con sus padres.-, no es que no quiera dejarme sola. Así que con todo este ajetreo mental, me he sorprendido escribiendo un esbozo de cómo sería una pequeña parte de mi vida en pareja, y al parecer tengo poca fe en que todo salga bien, porque este es el resultado:

-Lo siento ¿Estamos bien?”– Esa gran pregunta que me planteas en ocasiones, después de una de nuestras peleas. Lo que abrazan esos interrogantes me lleva a reflexionar (siempre) sobre sus dos posibles respuestas: la sincera y la que tu quieres oír. La mayoría de las veces opto por la segunda: “si, todo bien”. MENTIRA. Al igual que te miento al decirte que no me molesta que dejes la tapa* del váter levantada, ESA que tú subes para no salpicar y que NUNCA bajas. – a la duodécima vez que te lo repetí supe que nunca iba a suceder el milagro, a pesar de tus promesas (doce para ser exactos) de bajarla-. De la misma manera que me miento a mí misma al hacerme creer que voy a recordar la ausencia de base “culera” y que seré capaz de revisar que esté bajada antes de apoyar mis muslos, a sabiendas de que sólo me daré cuenta cuando me siente en el inodoro y note como mi culo toca el fondo – con su correspondiente despatarre y colgamiento de pies-. Es gracioso, sí. Pero a la quinta que lo haces y a la quinta que no me doy cuenta, NO. Seamos sinceros la probabilidad de que tú hagas lo que dices y que yo me fije en lo que hago, es la misma.

–* Aclaración: he creído conveniente cortar el relato para avisar que, con tapa del retrete me refiero a esa base en donde apoyamos el culete, porque no tengo ni idea de cómo se llama, pero algún nombre tenía que poner. Espero que entendáis que mi intelecto ahora duerme bañado en su propio vómito y que prefiero no preguntarle nada. Por su parte, el Señor Google, tampoco me ha facilitado ninguna respuesta, así que he optado por escribir tapa y una bonita aclaración. Continuemos

¿Estamos bien?Pues no…lo sé. Puede que nunca lo hayamos estado o que no lo hayamos sabido. Tal vez aún estemos a tiempo de averiguarlo. O tal vez no. Es posible que el tirarte de la cama cuando estoy dormida porque la quiero sólo para mí, sea una señal de que lo nuestro ya no funciona. Es posible que cuando caminas por la casa como un elefante en una cacharrería sin tener en cuenta que puedes molestar, sea una señal. Puede que yo sea una maniática del silencio, demasiado independiente a la hora de dormir; o que tú además de ruidoso, estés demasiado gordo para el espacio que existe bajo mis nuestras sábanas. Sea cual sea la razón, cualquiera serviría para cortar…no sé si nuestra relación, tu cabeza o la mía.

Pero me miras, ladeando la cabeza, con esos ojillos de no ver tres en un burro, porque no sabes dónde has dejado las gafas, y me dices ese “Lo siento ¿Estamos bien?” . Y qué te voy a decir yo, pues que sí. Que claro que estamos bien y que vamos a buscar tus puñeteras gafas, porque como te sigas acercando con los ojos entornados me vas a dar un cabezazo.

Así sin más termina el relato. Mis disculpas por no ofreceros un gran final pero no os quejéis, chico se queda con chica.

Sed buenos.

Danae

Anuncios

2 comentarios en “Intelectos borrachos, mentiras y retretes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s